jueves, 18 de marzo de 2010

Fin de semana de carnaval



En Bélgica se celebra mucho el Carnaval, lo curioso es que no es sólo el fin de semana de Carnaval, sino que desde febrero hasta abril se celebra el Carnaval en pueblos diferentes.


Yo distinguiría los carnaveles del norte (Flandes) de los del sur (Valonia), los de Bruselas son una mezcla de los dos aunque creo que se parecen algo más a los flamencos.

En Flandes en los desfiles se ven carrozas y los temas cambian cada año, se cantan canciones que a mí me recuerdan a las chirogotas, inspiradas en los temas de actualidad.
En Valonia los disfraces de los desfiles son tradicionales, se repiten todos los años. El personaje principal es el Gilles. Es importante la música de los tambores y lo más peculiar es que se lanzan naranjas sanguinas al público.






Gilles





El fin de semana pasado conincidió el Carnaval del pueblo en el que vive la madrina de M. y el del pueblo de X. Así que el sábado tuvimos carnaval flamenco y el domingo carnaval valón. Los niños se disfrazaron los dos días de cosas diferentes.









Maite la chinita















Oihan el vaquero




La pirata y los caballeros




Yo me pasé el fin de semana comparando ambos carnavales y decidí que el denominador común es... LA CERVEZA y los niños disfrazados, por lo demás no se parecen demasiado.


A O. le gustó el del sábado porque de las carrozas tiraban de todo, volvimos a casa con una bolsa llena de chucherías y hasta pañuelos de papel, un par de peluches, cubiertos de plástico... vi una carroza en la que daban costilla asada. Todo lo imaginable. Los Gilles nos dieron muuuuuchas naranjas y algunos caramelos. M. el sábado se enfandó porque no conseguía coger nada de lo que tiraban, pero para el domingo con algo más de práctica consiguió bastantes caramelos.

3 comentarios:

Simplemente yo dijo...

QUe guapos están! me encanta la chinita, es un disfraz que me vuelve loca.

No se por qué la cerveza está en todas las fiestas del mundo...

Besitos

coro dijo...

Soy una enamorada del norte de Bélgica, desde Brujas a Malinas, Gante, Amberes...y no sabía que tenían un carnaval tan animado y tan laaaaaaargo, otra razón más para caer rendida a sus pies!

Dharma dijo...

Me encanta esto de los carnavales, a pesar de la mucha cerveza que debe haber me parece una manera sana de distraerse, de ser originales y romper la rutina, ah, y sobre todo, pasarlo bien (especialmente los niños), son tradiciones que ojalá no se deformen mucho ni se pierdan.
Tus niños, preciosos! :)